Pasarelas de pago: nuevos sistemas que impulsarán el comercio electrónico

Pasarelas de pago: nuevos sistemas que impulsarán el comercio electrónico Pasarelas de pago: nuevos sistemas que impulsarán el comercio electrónico

La creciente competencia que están ejerciendo sobre las entidades bancarias convencionales las compañías online con sus novedosas propuestas de pago conlleva que, poco a poco, digamos "adiós" a los tradicionales reembolsos o a las transferencias bancarias, unas fórmulas que requieren varios días para hacer efectivo un pago y que, por tanto, ralentizan el comercio. Frente a estos servicios, que a menudo resultan "incómodos" a los usuarios, han surgido otras alternativas mucho más prácticas que ya están implementando tanto las empresas financieras como las digitales.

La "revolución" de los pagos "virtuales" llegó en 1999 de la mano de la americana PayPal, que nos permitió comprar, transferir dinero entre usuarios, cobrar una factura o realizar micropagos. A esta iniciativa le han seguido, entre otras, las de compañías como Google con su Google Wallet, con el que se pueden utilizar tarjetas de crédito y de débito para realizar pagos e, incluso, tarjetas de fidelidad o tarjetas regalo; o Amazon, que a finales de 2013 anunció su propio sistema de pago, el Amazon WebPay, con el fin de facilitar las compras de los productos de sus webs. A estas posibilidades se le suma una mayor garantía de protección y seguridad en las transacciones, lo que está incrementando, progresivamente, la confianza de los consumidores y, por tanto, derribando buena parte de los "miedos" que hasta ahora frenaban las decisiones de compra. Sin duda, este binomio entre nuevas fórmulas de pago y mayor seguridad dinamizará y abrirá aún más puertas al e-commerce, sin olvidar que las mejoras en las plataformas de pago pueden conllevar importantes incrementos en la facturación de las empresas.

TENDENCIAS  EN LOS SISTEMAS PAGO

Incluir diferentes métodos de pago en nuestra plataforma de e-commerce contribuye a multiplicar el número de ventas, ya que, al dar al usuario más opciones para realizar el desembolso, es más probable que compre. A la hora de implementar un sistema u otro, debemos estar familiarizados con las ventajas que nos ofrece cada uno. Lo que sí está claro es que hay que elegir aquellos más seguros y que aporten mayor porcentaje de conversión en función de nuestros objetivos. Las opciones son cada vez más numerosas: prácticamente cada día nacen nuevas monedas virtuales, que trabajan por convertirse en medios seguros y fiables y que, progresivamente, aceptan más comercios online. Incluso algo que parece, a primera vista, tan futurista como p...