Chris Argyris: "Lo que más me interesa es el modo en el que las personas generan acciones que son efectivas"

Chris Argyris: "Lo que más me interesa es el modo en el que las personas generan acciones que son efectivas" Chris Argyris: "Lo que más me interesa es el modo en el que las personas generan acciones que son efectivas"

Karen Christensen: Usted ha dedicado su carrera a estudiar las conexiones entre el pensamiento y la acción. ¿Cuáles son algunos de sus hallazgos clave?

Chris Argyris: Lo que más me interesa es el modo en el que las personas generan acciones que son efectivas, y por efectivas me refiero a las acciones que llevan a las consecuencias que desean las personas, es decir, consecuencias que persisten. En nuestras mentes, todos los seres humanos tenemos lo que se podría denominar "microteorías" de acción que especifican lo que es una "acción efectiva" y cómo generarla en cualquier tipo de situación, tanto si se trata de un líder como si se trata de un subordinado o de un compañero.

¿Cómo generamos el comportamiento? Mediante el uso de la mente. ¿Cómo genera la mente el comportamiento? Mediante diseños que están programados en ella, los cuales se pueden almacenar y posteriormente recuperar. Éstos son diseños "fortuitos", por medio de los cuales hacer una cosa hará que suceda otra. Es posible que la gente se sorprenda, pero he hallado que todos tenemos una fuerte tendencia a tener pensamientos y acciones incongruentes, y que no somos unos observadores muy efectivos de nuestro propio comportamiento: tendemos a juzgarlo de acuerdo con nuestras intenciones, mientras que juzgamos el comportamiento de los demás por sus resultados.

Explíquenos la diferencia entre una "teoría que se defiende" y una "teoría en uso".

Los seres humanos tienen dos tipos de teorías en sus mentes: la teoría que defienden –sus creencias y valores manifiestos– y la teoría que de hecho utilizan, la cual sólo se puede inferir a partir de la observación de su comportamiento. La teoría que se defiende es aquello en lo que de hecho cree un individuo. Las personas se dicen a sí mismas: "Esto es lo que yo creo que es una acción efectiva en esta situación y éstos son los valores que creo que debería expresar cuando gestiono a las personas o cuando me gestiono a mí mismo". Este tipo de pensamiento funciona principalmente cuando las personas tienen que hacer frente a situaciones rutinarias: en estos casos, aquello en lo que dicen creer y cómo se comportan realmente es básicamente lo mismo.

No obstante, cuando se trata de asuntos complejos –que pueden dar lugar a que alguien se sienta incómodo o que pueden representar una amenaza para una persona o una organización–, las teorías que se defienden casi nunca funcionan. Lo que sí funciona es la t...