C.K. Prahalad: "El acceso al talento y la innovación es el espíritu de la siguiente ronda de competencia global"

C.K. Prahalad: "El acceso al talento y la innovación es el espíritu de la siguiente ronda de competencia global" C.K. Prahalad: "El acceso al talento y la innovación es el espíritu de la siguiente ronda de competencia global"

Karen Christensen: Tras ver imágenes de las ciudades de la India, a muchas personas les impresionan las brutales imágenes de la pobreza. En cambio, usted ve una colmena de iniciativas de negocio y creatividad. ¿Qué es lo que usted ve y que la mayoría de nosotros pasamos por alto?

C.K. Prahalad: La diferencia está en intentar ir un paso más allá de lo obvio. Todos somos plenamente conscientes del hecho de que la pobreza existe, pero, si se es curioso, uno se pregunta: "¿Cómo pueden sobrevivir estas personas? ¿Qué hacen para mantenerse vivas?". El mejor modo de describirlo es una especie de curiosidad infantil, pero con un interés empresarial. Cuando uno se plantea estas preguntas, se empiezan a ver aspectos de sus vidas que no son evidentes a primera vista: el talento empresarial, la energía, la persistencia y las esperanzas que tienen estas personas, que quedan ocultos por todo lo demás. La clave para los hombres de negocios es preguntarse "¿Cómo puedo conectar con personas que son tan absolutamente diferentes a mí?". Dan la impresión de ser muy diferentes, pero, al mismo tiempo, pueden enseñarnos muchas cosas.

En The Fortune at the Bottom of the Pyramid, usted y su colaborador sostienen que hay 13 billones de dólares de poder adquisitivo sin aprovechar en los países pobres. Desde la publicación del libro, ¿han empezado las empresas a explotar estas oportunidades?

Sí, de hecho, me complace poder decir que las agencias de desarrollo –el Banco Mundial, la International Finance Corporation y el Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas– han aceptado básicamente nuestra tesis de que el sector privado puede suponer una diferencia importante a la hora de erradicar la pobreza.

Además, el sector social y las ONG están abandonando poco a poco su actitud de confrontación y muestran una mayor cooperación con nuestra idea. Recientemente he colaborado en un artículo para Harvard Business Review que analiza la creación compartida de empresas con la sociedad civil. Esto llevará a un nuevo pacto social para las empresas. La verdadera pregunta es: ¿qué opina de este panorama el sector privado?

Creo que las grandes multinacionales están cambiando radicalmente, ya se trate de Microsoft, Intel, Unilever, Procter & Gamble, Nestlé o Danone –todas ellas están experimentando, algunas con gran dinamismo, y todas ellas comparten la opinión de que este mercado es vital para su futuro–. Por tanto, la respuesta ...