La paradoja de dirigir un cambio

La paradoja de dirigir un cambio La paradoja de dirigir un cambio

Una buena forma de poner en marcha cualquier iniciativa de cambio es mediante un examen del modelo de dirección propio y la historia de la empresa y el legado de logros anteriores. Después, es preciso tener en cuenta, por un lado, el alcance y disposición de la capacidad intelectual de que se dispone, y por otro el cambio de las necesidades de los clientes, la evolución de estructuras de mercado y los retos que lanzan los competidores. La respuesta de la empresa tendrá que ser el resultado de la combinación de estos materiales.
Autor: J.B. Kassarjian