Responsabilidad social corporativa en tiempos de crisis

Responsabilidad social corporativa en tiempos de crisis Responsabilidad social corporativa en tiempos de crisis

La denominada "ira de los ciudadanos" estalló en Estados Unidos. El detonante fue el caso de AIG. La mayor aseguradora del país, que se encontraba al borde de la quiebra, recibió en sucesivas etapas una cifra récord de 180.000 millones de dólares del estado norteamericano para salvarla, lo que hoy le convierte en su mayor accionista, ostentando el 80% de sus acciones. En marzo de 2009 se descubrió que la empresa en cuestión estaba pagando 168 millones de dólares en bonos, precisamente, a los ejecutivos de la división causante de los problemas: las operaciones de altísimo riesgo ? nanciero llevadas a cabo por éstos tuvieron una gran incidencia tanto en los problemas de la empresa, como en los fuertes daños originados al conjunto de la economía.

Re?riéndose a este hecho, el New York Times señaló el 20 marzo de 2009 que "era un insulto a las reglas básicas del juego limpio". La sociedad era consciente de que la cantidad que estaba en juego era insigni?cante si se comparaba con la utilización de gran parte de los 180.000 millones de dólares, ?nanciados por los contribuyentes, en base a criterios muy discutibles. Sin embargo, la atención se centró en los bonos, porque infringían todas las reglas del juego. De acuerdo con una encuesta de Gallup, el 59% de los estadounidenses estaba furioso por esta cuestión y otro 26% se encontraba molesto. Nada menos que el 76% decía que el Gobierno tenía que bloquear o recuperar el dinero.

Este caso terminó de situar en el centro de la agenda pública el gran tema de la responsabilidad social corporativa (RSC) y la crisis. ¿Qué papel jugó la RSC en la crisis?, ¿qué debían solicitar los ciudadanos a las empresas en materia de RSC?, ¿cómo avanzar con ella? El tema no sólo atañe a Estados Unidos, sino que forma parte de los intensos debates sobre nuevas políticas reguladoras que se están desarrollando en las principales economías europeas, asiáticas y emergentes.

El presente artículo procura explorar algunos de estos interrogantes y extraer conclusiones para la re?exión y la acción. En primer término, indaga sobre las causas de la crisis y el papel que en ella han desempeñado algunos agentes económicos. A continuación, muestra cómo, en esta coyuntura de crisis, la idea de RSC se encuentra en pleno proceso de cambio paradigmático. En tercer lugar, sugiere algunas líneas de trabajo en materia de RSC de cara al futuro.

LAS CAUSAS ÉTICAS DE LA CRISIS

Los indicadores no d...