Tres pasos para dirigir el cambio

El sector opina

Tres pasos para dirigir el cambio Tres pasos para dirigir el cambio

Qué es la gestión del cambio? Es una dimensión diferente de las de estrategia o excelencia. Mientras que la estrategia implica "qué hacer" y la excelencia es "cómo hacerlo sin imperfecciones", la gestión del cambio es la creación de un ambiente de trabajo que facilite la implementación exitosa de la estrategia, la excelencia o ambas. Los retrasos o fallos en la implementación de la estrategia o la excelencia operacional son debidos, principalmente, a una pobre gestión del cambio o a un pobre ambiente de trabajo. Para dirigir el cambio, debemos hacer tres cosas:

1. Saber a dónde vamos, a lo que aspiramos.

2. Saber qué fortalezas nos van a catapultar.

3. Saber qué obstáculos debemos evitar.

La gestión del cambio es un viaje paso a paso con diferentes niveles:

1. Nivel mecánico: implantación de herramientas paso a paso.

2. Nivel de gestión: maestría de herramientas y principios implantados de forma integrada.

3. Nivel de autosostenibilidad: cultura innovadora, flexible e indagadora; mejorando para siempre.

La dirección del cambio exige líderes, y no gestores, y su papel es clave: mientras que un gestor crea sistemas, métodos y procesos para seguir sus procedimientos clarificando los objetivos, recursos y tareas, un líder guía, energiza y empodera a un equipo de trabajo creando un clima laboral adecuado.