Definir nuevos caminos para la innovación

Definir nuevos caminos para la innovación Definir nuevos caminos para la innovación

Dada la cada vez mayor competencia, los retos que plantea la economía y los cambios tecnológicos, las empresas se ven obligadas a ser más innovadoras para seguir creciendo y aumentando sus beneficios ¿Por qué es tan importante innovar? ¿Qué es lo que las empresas que sobreviven durante años y años hacen de forma diferente? Los estudios realizados por Jim Collins y Jerry Porras entre 1998 y 1994 sobre la longevidad de las organizaciones, llegaron a la conclusión de que una de las diferencias fundamentales es que: "Las empresas visionarias tienen una fuerza interior enorme que las empuja hacia el progreso, que les permite cambiar y adaptarse, sin por ello modificar sus ideales". Las organizaciones que son innovadoras en cuanto a la forma de aceptar los cambios, evaluar de forma global su negocio, desarrollar el talento, mantener la mirada en el futuro y utilizar la tecnología en su propio beneficio, son las que tienen más probabilidades de conseguir el éxito. 

Deben ser capaces de saber si de verdad están tomando medidas innovadoras o si, por el contrario, se trata de movimientos espasmódicos de desesperación para conseguir mayor crecimiento y beneficios. Son muchas las empresas que, equivocadamente, llegan a la conclusión de que cuando el crecimiento y los beneficios se ralentizan, su única alternativa es reestructurarse, diversificarse, fusionarse, adquirir otra compañía o inventar nuevos productos sorprendentes. Sin embargo, en realidad, el problema podría ser la incapacidad de la empresa para comprender el verdadero significado de la innovación. Cuando las organizaciones innovan desde el exterior –y no mirando hacia dentro–, aumentan las posibilidades de que dejen pasar oportunidades que pueden estar ocultas en su propio patio trasero, con lo que se arriesgan innecesariamente y cometen errores que les salen muy caros. En este artículo se pasa revista a los diferentes caminos por los que han discurrido los intentos corporativos de innovación, con la esperanza de que puedan aplicarse a la generación de un mayor crecimiento y beneficios. Se examinan cuatro estrategias de innovación, sus riesgos correspondientes y sus ventajas: la gestión de la innovación, la innovación desde dentro, la diversificación, y las fusiones o adquisiciones de otras compañías.

1. La gestión del proceso de innovación

La historia de los negocios prueba, sin lugar a dudas, que las compañías que inventan productos sorprendentes no tienen en ...