El camino hacia la nueva revolución industrial

El sector opina

El camino hacia la nueva revolución industrial El camino hacia la nueva revolución industrial

Como es bien sabido, nos encontramos ante una realidad cada vez más cambiante de nuestro entorno de trabajo. Desde la máquina de vapor, a finales del siglo XVII, hasta el Big Data, en la actualidad, hay un largo recorrido, con varios siglos de distancia.

El futuro del trabajo está cambiando con rapidez a consecuencia de los desarrollos de la tecnología digital, la globalización y los cambios demográficos, además de otros cambios fundamentales en la organización del trabajo. Lo pueden llamar la nueva revolución industrial, industria 4.0 o el futuro del empleo. Se estima que la digitalización creará alrededor de 1.250.000 empleos de aquí a 2021. De estos, en torno al 30% serán empleos puramente STEM (science, technology, engineering & mathematics). A pesar de la alta demanda de estos profesionales, España se encuentra en una posición de desventaja frente al resto de países europeos. Además de esta adaptación a la tecnología, cada vez son más las compañías que reclaman habilidades y competencias que van más allá de los meros conocimientos técnicos adquiridos en universidades.

Si no se toman decisiones que impulsen la formación de este tipo de perfiles, en el año 2030, nuestro país será uno de los más amenazados por el déficit de talento.

Por parte de los trabajadores, a día de hoy, no les importa solo el salario: su desarrollo profesional, las oportunidades formativas, la conciliación entre vida personal y vida privada o el reconocimiento del esfuerzo son herramientas indispensables para la identificación, atracción y fidelización del talento.

Así, es fundamental aunar esfuerzos entre todos los actores para poder adaptarse al nuevo mundo del empleo.