El impacto de la digitalización sobre el sistema de salud

El impacto de la digitalización sobre el sistema de salud El impacto de la digitalización sobre el sistema de salud

JG

Joan Guanyabens Calvet

Business Review (Núm. 297) · TIC

La transformación del sistema sanitario debe orientarse a proveer más salud y mejores servicios con los recursos disponibles. Innovar es la solución, y las TIC pueden ser el elemento disruptivo en este escenario. Y es que las necesidades cambiantes del sistema sanitario encuentran en las nuevas tecnologías las palancas de cambio para alcanzar seguridad, eficiencia y personalización en la mejora de los procesos asiste

El coste de la atención sanitaria representa un porcentaje que, aunque varía en función del nivel de desarrollo del país, nunca disminuye, sino que se incrementa año tras año de forma imparable como consecuencia del envejecimiento, la cronificación, las nuevas enfermedades y los nuevos tratamientos. Es muy complicado para los países mantener este ritmo e incrementar de igual forma la asignación de recursos. La consecuencia de esta situación, si no se adoptan medidas, será una degeneración progresiva del sistema sanitario. Una posible solución para hacer frente a este problema es la mejora de la gestión sanitaria mediante el uso de nuevas herramientas relacionadas con las tecnologías digitales.

 

Y es que el sector salud se basa en el conocimiento y se caracteriza por un uso intensivo de información. Por ello, la irrupción de las tecnologías de la información y la comunicación debería tener un impacto incluso más importante que en otros sectores no tan dependientes de los datos, abriendo la puerta a la introducción de múltiples innovaciones disruptivas que permitan superar la actual saturación, evolucionando hacia modelos basados en las necesidades de pacientes y profesionales. De hecho, el sector salud no se ha transformado, y sufre un retraso considerable en relación a otros sectores, como el bancario, el logístico, el turístico, el audiovisual... Los expertos dicen que, si lo comparamos con otros sectores de servicios, va atrasado unos diez años.

 

Una correcta aplicación de las tecnologías de la información, tanto en el ámbito de la prevención como en el de la atención o la investigación, aprovechando el excelente sistema que tenemos, puede cambiar el sistema sanitario y mejorar el bienestar de los pacientes, además de hacerlo sostenible. Para ello, se debe afrontar de manera urgente la transformación digital. Y no es exclusivamente un tema de tecnología: es un cambio cultural, de los profesionales sanitarios, de los gestores y, sobre todo, de los responsables políticos. Porque los pacientes y la población en general ya están en ello, y se apuntan rápido a todo lo que conlleve más y mejor atención.

 

UNA CORRECTA APLICACIÓN DE LAS TECNOLOGÍAS DE LA INFORMACIÓN, TANTO EN EL ÁMBITO DE LA PREVENCIÓN COMO EN EL DE LA ATENCIÓN O LA INVESTIGACIÓN, APROVECHANDO EL EXCELENTE SISTEMA QUE TENEMOS, PUEDE CAMBIAR EL SISTEMA SANITARIO Y MEJORAR EL BIENESTAR DE LOS PACIENTES,...


Joan Guanyabens Calvet

·

Profesor de OBS Business School