Entrevista a Rosabeth Moss Kanter: "Necesitamos más personas resolutivas que jerarquías"

Entrevistas

Entrevista a Rosabeth Moss Kanter: "Necesitamos más personas resolutivas que jerarquías" Entrevista a Rosabeth Moss Kanter: "Necesitamos más personas resolutivas que jerarquías"

Una de las pensadoras más influyentes de nuestro tiempo en el campo de la gestión empresarial comparte algunas ideas clave de su último libro

Al realizar esta entrevista, empresas de todo el mundo están cerradas debido a la pandemia mundial. ¿Cuáles son algunas de las lecciones clave de liderazgo que nos está ofreciendo este momento sin precedentes?

En primer lugar, siento de todo corazón el pesar de todos los que se han visto afectados por esta pandemia sin precedentes. Ya al principio de mi último libro, analizo algunos de los grandes problemas sin resolver a los que nos enfrentamos actualmente, y menciono el hecho de que las pandemias pueden viajar de un lugar a otro a la velocidad de un avión. Por desgracia, eso es exactamente lo que ha sucedido.

Tal vez la mayor lección es que debemos reconocer las interdependencias entre países, niveles de gobierno y niveles del ecosistema empresarial y aprender a lidiar con ellas. Necesitamos una mayor cooperación en todos los frentes. En este momento, dependemos mucho de organizaciones globales como la Organización Mundial de la Salud, dado que necesitamos datos comparativos entre países. De cara al futuro, los líderes de todos los sectores tendrán que esforzarse y reflexionar acerca de cómo hacer frente a nuestra interdependencia.

Para las empresas, las interdependencias de las cadenas de suministro están resultando cada vez más claras: habrá que prestar mucha más atención a la procedencia de los suministros y preocuparse por lo que está sucediendo en esos países. Por ejemplo, espero que las empresas norteamericanas se lo piensen dos veces antes de depender exclusivamente de proveedores en China y que se planteen tener también proveedores en, por poner un ejemplo, Vietnam. También deberían pensar en el bienestar de las personas en esos países y en cómo viven. Este es un mundo globalmente integrado, donde el destino de una empresa no depende exclusivamente de quién está inmediatamente detrás de uno en la cadena de suministro y a quién distribuye sus productos o servicios. Es necesario tener una conciencia global, por no decir responsabilidad, de lo que ocurre en toda la cadena de suministro.

Si no resolvemos los problemas del mundo –o, al menos, tomamos medidas para contribuir a su solución–, las empresas seguirán viéndose muy perjudicadas cuando lleguen las crisis.
Y, desafortunadamente, el número de crisis parece estar aumentando. No quiero ser agorera, pero entre las crisis relacionadas con el clima, como los incendios forestales y las sequías, y las crisis de salud, como esta pandemia, nues...


Karen Christensen

·

Editora de Rotman Management