Los empleados, un factor clave para mejorar la reputación

Los empleados, un factor clave para mejorar la reputación Los empleados, un factor clave para mejorar la reputación
Business Review · Recursos humanos

El rol de los empleados cada vez es más relevante a la hora de fortalecer la imagen de una organización y mejorar su reputación. Pero, para promover comportamientos que logren este cometido, es imprescindible colocar a los trabajadores en el centro de actuación de las estrategias de gestión de la reputación corporativa. El modelo que aquí se propone recoge los factores que explican por qué un empleado se compromete (o no) con la reputación de su empresa y en qué grado lo hace, y muestra las palancas y motores sobre los que hay que actuar para lograr los resultados esperados.

 

 

La diferenciación es vital en mercados competitivos. Y para alcanzar una diferenciación sostenible es necesaria la orientación al logro ("ser diferente hoy") y la capacidad para transformarse ágilmente ante nuevos retos ("para seguir siendo diferente mañana"). Ahora bien, en una sociedad hiperconectada como la nuestra, la diferenciación realmente sostenible, la que no puede copiarse, se sustenta en aspectos cualitativos como la marca, la reputación, la legitimidad, los valores, el servicio al cliente y a la sociedad, etc. En este contexto, los empleados no solo influyen, sino que son un factor determinante para desarrollar estos aspectos.

Y es que el entorno en el que operan las empresas está plagado de retos: nuevos competidores que reinventan los modelos de negocio tradicionales, cambios en las condiciones demográficas, normativas y sociopolíticas, formas de trabajo nunca vistas, la constante transformación en el modo de relacionarnos con el resto de personas y con las organizaciones y el empoderamiento de los grupos de interés. Ante esta realidad, las empresas deben evolucionar y responder adecuadamente a las exigencias de su entorno si quieren seguir siendo relevantes en un contexto en el que se ha dejado de competir exclusiva y únicamente por variables de tipo financiero y que limita la capacidad de diferenciación por el producto y la tecnología. Hoy, la clave del éxito está en el reconocimiento que te otorgan tus grupos de interés. Así, es fundamental conocer sus expectativas para poder responder a ellas adecuadamente y obtener su respeto, su empatía y su respaldo.


EL ROL DE LOS EMPLEADOS, CADA VEZ MÁS RELEVANTE

Hasta ahora, los modelos de gestión de la reputación corporativa han puesto su foco en la medición o evaluación de la reputación que una organización merece según sus grupo...