Tecnología de RRHH

Colaboración

Tecnología de RRHH Tecnología de RRHH

Durante la última década, la tecnología en el área de RRHH ha cambiado el panorama del sector, de manera que la mayoría, de los programas de gestión del talento y de compensación no se pueden llevar a cabo sin ella. Son muchas las ventajas que ofrece el uso de la tecnología en RRHH: la posibilidad de entregar con eficiencia los programas de RRHH de forma global, la oportunidad de medir resultados y tomar decisiones informadas y la posibilidad de alcanzar el ideal de liberar al equipo de Recursos Humanos de las tareas administrativas para realizar una contribución más estratégica al negocio. Hay que recordar, sin embargo, que la tecnología no es más que una parte de todo el proceso en la entrega de servicios en RRHH. La tecnología por sí misma no asegura dicha entrega. Debe entenderse como una herramienta o un medio que permita proveer un buen servicio, ayudar a los empleados y a los mánagers a los que da apoyo y predecir, en última instancia, resultados de negocio. La clave está en utilizar la tecnología para reforzar una entrega efectiva y eficiente de los programas de gestión del talento, la compensación y los beneficios en Recursos Humanos. Estos programas, lógicamente, son una parte crítica de la Propuesta de Valor al Empleado (EVP, por sus siglas en inglés), y tienen como objetivo facilitar la comunicación y mejorar la comprensión y el cumplimento del marco de acuerdo entre el empleado y el empleador. Para conseguir todo esto, la tecnología debe ser, en primer lugar, precisa, fiable y estar alineada con las necesidades del negocio. Contar con un sistema de gestión de Recursos Humanos (HRMS –Human Resources Management System– o HRIS –Human Resources Information System, en inglés–) que sea sofisticado y útil (ya sea un sistema desarrollado internamente, un sistema estándar en el mercado o el mejor en su género) se ha convertido en una necesidad de primer orden. Y, si bien se reconoce la capacidad que tiene la tecnología para simplificar y agilizar el trabajo, no se puede obviar el esfuerzo inmenso que se debe hacer en la "trastienda" para conseguir los resultados perseguidos. ¿Cuáles son pues las claves para conseguir que este esfuerzo proporcione el retorno deseado? Existen tres consideraciones fundamentales a la hora de afrontar con éxito la implantación de un sistema de gestión de Recursos Humanos.

 

1 ASEGURARSE DE QUE LA TECNOLOGÍA CUBRE LAS NECESIDADES Y PRIORIDADES DE LA ESTRATEGIA GLOBAL DE RECURSOS HUMANOS Y, EN P...