Unir fuerzas

Unir fuerzas Unir fuerzas
Business Review · Estrategia

A lo largo de las dos últimas décadas, la importancia de la sostenibilidad como cuestión empresarial ha aumentado de forma progresiva. La mayoría de empresas comprenden ahora que su éxito sostenido depende del contexto económico, social y ecológico en elque operan. El problema está en que la estabilidad de esos contextos ya no es algo que pueda darse por sentado: el entorno físico se está volviendo cada vez más impredecible; la economía global, más interconectada, está alterando las condiciones sociales; y la innovación tecnológica está transformando la naturaleza del consumo y de la producción. En consecuencia, la sostenibilidad corporativa ha pasado de ser una expresión de buenas intenciones a abordar cuestiones empresariales cruciales en una compleja red de relaciones y actividades estratégicas.

A medida que las cuestiones en materia de sostenibilidad se vuelven más esenciales para el éxito, las empresas líderes se están dando cuenta de que no pueden ir solas. Sirviéndose de redes estratégicas, una compañía puede abordar algunos de los temas más difíciles en materia de sostenibilidad –y es defendible que así sea–, como acceder a recursos sobreexplotados o no renovables, evitar la violación de los derechos humanos en las cadenas de valor y moderar el cambio climático.

Recientemente nos propusimos estudiar el papel fundamental que juegan las colaboraciones en sostenibilidad y el papel de las juntas directivas a la hora de guiar las iniciativas de una empresa. Realizamos una encuesta a casi tres mil ochocientos directivos y entrevistamos a líderes en sostenibilidad de todo el mundo. En este artículo presentaremos nuestras conclusiones.

UN MUNDO DE DEPENDENCIA MUTUA

La red de interdependencias entre empresas, gobiernos y público ha creado un mundo de dependencia mutua donde la colaboración constituye una vía necesaria para el progreso. Pensemos en la cuestión de la educación: la mayoría de empresas se dan cuenta de que una educación de mala calidad no es solamente un tema de conversación para los reformadores sociales; también tiene importantes implicaciones empresariales. Las poblaciones con una educación pobre son un obstáculo para el éxito de las empresas, ya que estas dependen de un público alfabetizado como fuente de mano de obra y como clientes dispuestos a comprar productos y ...