Caso práctico: FC Barcelona. Gobernando líderes: una reflexión sobre el fútbol como sistema de juego complejo

Casos prácticos

Caso práctico: FC Barcelona. Gobernando líderes: una reflexión sobre el fútbol como sistema de juego complejo Caso práctico: FC Barcelona. Gobernando líderes: una reflexión sobre el fútbol como sistema de juego complejo
Business Review (Núm. 267) · Habilidades directivas
Management & Innovation (Núm. 13) · Habilidades directivas

La innovación y el aprendizaje en las organizaciones son actividades clave en la empresa actual. A menos que se tenga tendencia a la megalomanía, se reconocerá que las transformaciones y los cambios se deben a la interacción de muchas personas, algunas de ellas líderes. Por tanto, en el ámbito de la innovación, una capacidad directiva clave es la de gobernar líderes. Para explorar este tema, resulta interesante aproximarse al mundo del fútbol como un sistema de juego complejo, en el que conviven diversos líderes en un mismo campo y con el que se pueden explorar diversas dimensiones: la ideológica, la dinámica organizativa, el aprendizaje colectivo y el papel de la improvisación. Todo ello extrapolable como forma de pensamiento al mundo de la empresa.

El ser humano tiene como elemento distintivo su alta energía psíquica y su creatividad, lo que le permite ser multidisciplinar, abierto al entorno y comunicativo. Y juega porque está en su naturaleza. Por encima de todo, es un ser autónomo, no una máquina de estímulo-respuesta o una "bête machine", por utilizar la terminología de Descartes, porque concebirlo como tal es demasiado reduccionista para comprender la voluntad de jugar, crear y aprender.

El juego, sin duda, tiene orígenes funcionales: la caza es un "juego" que requiere la formación de equipos para conseguir presas, y su origen está en la supervivencia. Walter Burkert, en Homo Necans (El hombre depredador), desarrolla esta tesis y la vincula con la guerra. Pero con el advenimiento de la consciencia, aparece la culpa, vinculada a esta terrible paradoja: acabar con la vida de un ser vivo, con rasgos parecidos a los humanos, es fuente de horror. Por ello, para hacer soportable esta actividad, el ser humano crea rituales o juegos vinculados al enfrentamiento con la muerte.

Un juego es un sistema compuesto por diversos jugadores que combina la capacidad de crear con la gestión de situaciones del contexto y la generación de soluciones creativas. Y, por sus orígenes, es competitivo: se gana o se pierde. Por este motivo, el sistema necesita unas reglas y unos límites definidos en el espacio y el tiempo. No solo se precisa el dominio de la acción, sino que se requieren conocimientos, aprendizaje, y la gran mayoría de juegos tienen unas dimensiones metafóricas que se expresan en su lenguaje semántico. Aunque la mayor parte de las veces siempre existe una próxima oportunidad después de haber ganado o perdido, en su origen, el juego enfrenta al ser humano con la muerte o "lo desconocido". 

EL FÚTBOL COMO SISTEMA DE JUEGO

El fútbol moderno fue reinventado en Inglaterra, y las reglas del juego datan de 1863. En principio, los jugadores se especializan en porteros, defensas, mediocampistas y delanteros, por lo que tienen funciones especializadas. En sus inicios, la estrategia de los equipos consistía en desprenderse del balón cuanto antes, ya que este se consideraba "peligroso" porque, con él, el contrario podía marcar gol y ganar el partido. Por tanto, la idea estratégica era "disparar" el balón hacia la línea de los defensas centrales contrarios, normalmente jugadores más "físicos", pero con menor control técnico, "capturar" o "robar" el baló...


Francisco Seirul·lo de Vargas

·

Director del Área de Metodología de Fútbol del FC Barcelona

Javier Busquets

·

Profesor de Estrategia Digital y director del Executive Master in Digital Business de ESADE Business School

Joan Vilà i Bosch

·

Jefe del Área de Metodología del Fútbol del FC Barcelona

expand_less