La reputación 'on-line': qué dice Internet sobre nuestra empresa

La reputación 'on-line': qué dice Internet sobre nuestra empresa La reputación 'on-line': qué dice Internet sobre nuestra empresa
Business Review · Marketing

La Web social (o Web 2.0) representa uno de los aspectos más significativos de los últimos tiempos. De hecho, aunque ya se habla de Web 3.0 o Web 4.0, todavía no puede darse, ni mucho menos, por finalizado su impacto. Sus efectos son especialmente visibles sobre la realidad empresarial.

Durante los primeros años de la última década del siglo pasado, ya existía cierta sociabilidad en Internet, por ejemplo, en los primeros foros electrónicos y newsgroups. En virtud de la Web 2.0, se han puesto en práctica numerosas plataformas específicamente diseñadas para la sociabilidad on-line. En otros términos, el desarrollo de las tecnologías de la información y las comunicaciones ha traído consigo el surgimiento de nuevas posibilidades para la sociedad. Entre ellas, ocupa un lugar muy destacado Internet, donde se han ideado y consolidado plataformas de marcado carácter social como los blogs, las wikis y las redes sociales.

Su llegada ha supuesto una revolución, pues el potencial usuario adquiere un nuevo papel dentro del soporte, ya que deja de ser un mero espectador de contenidos, para ser el que elige, el que participa e, incluso, el que crea esos contenidos. Gracias a tales plataformas, los usuarios se convierten en generadores, individuales y colectivos, de un enorme elenco de contenidos sobre múltiples aspectos. En cierta medida, podría afirmarse que la labor desarrollada por los usuarios se erige en una suerte de micromedios que, de manera colectiva, han entrado en competencia sobre los medios de comunicación de corte tradicional.

En otras palabras, en la época actual, en la Red, la empresa no es el único emisor o sujeto activo del mensaje publicitario y el consumidor o usuario el sujeto pasivo. En efecto, a día de hoy, tales funciones, propias de cada uno de esos colectivos, sobre todo en el mundo físico, han evolucionado. La influencia pretérita de las marcas se construía en virtud de diferentes elementos, como la publicidad, las relaciones públicas y la comunicación en los medios, entre otros.

De este modo, podemos afirmar que dan origen a un nuevo modelo de influencia e información. Este nuevo paradigma da lugar a un notable cambio de dirección de la influencia en las personas, en su papel como consumidores. Tal proceder repercute sobre la reputación virtual de la empresa que ha de distinguirse del concepto de responsabilidad social corporativa (RSC). Aunque la reputación on-line representa un concepto dif...