No hay mal que cien años dure…

El sector opina

No hay mal que cien años dure… No hay mal que cien años dure…

… ni cuerpo que lo resista. El refranero deja sabias citas que deberíamos adaptar a la lógica de negocio de nuestras compañías. 2020 ha sido un año como no ha existido otro en la historia. La pandemia ha alterado nuestra vida cotidiana y nuestras rutinas. La incertidumbre universal nos obliga a transitar un terreno inexplorado.

Si nos centramos en el impacto de negocio, veremos que todas las industrias están inmersas en un proceso de disrupción. Estamos viendo una aceleración de sucesos equivalente a la que viviríamos en una década. Por ello, debemos aplicar inteligencia y no olvidar que el consumidor, es decir, nosotros, está al mando de cualquier revisión de modelo de negocio.

Los usuarios hemos trasladado hace tiempo nuestra forma de relación, información, transacción… a canales digitales, donde no dejamos de hablar (casi diría gritar) y expresar nuestras preferencias, dando pistas que debemos aplicar para dirigir negocios, mejorar productos y canales de distribución y desarrollar estrategias de consumidor.

Más que nunca es momento de escuchar para atender las dinámicas necesidades actuales y futuras de los clientes a escala. Mediante la aplicación de analítica avanzada, podemos tomar decisiones de negocio como decidir si es el momento de reabrir o potenciar una ruta en el caso de una compañía de aviación, de igual forma que una distribuidora de cine puede decidir estrenar o no una película en salas o streaming en un determinado mercado, sabiendo con antelación el éxito esperado de la operación.

La transformación digital necesita un framework basado en datos para maximizar la precisión y predicción y lograr éxito de negocio. Cada día es el día uno para adaptar nuestras organizaciones, revisar nuestros procesos y apoyarnos en tecnología de datos y talento que nos den luz en la incertidumbre actual.

Al fin y al cabo, no hay mal que cien años dure… ni adaptación tecnológica que no lo resista.

Rubén Cordero

·

Director de Desarrollo y Transformación Digital en Arena Media Madrid