La tormenta perfecta. Cómo la digitalización y los cambios del entorno están revolucionando los modelos de negocio

La tormenta perfecta. Cómo la digitalización y los cambios del entorno están revolucionando los modelos de negocio La tormenta perfecta. Cómo la digitalización y los cambios del entorno están revolucionando los modelos de negocio
Business Review (Núm. 284) · TIC

La digitalización ha desatado la tormenta perfecta como consecuencia del desarrollo del Big Data y los algoritmos, la inteligencia artificial, la robótica y la computación cognitiva, la conectividad, el e-cloud, el Internet de las Cosas y la autocultura, que impone una mayor intervención del cliente en el servicio. Además, la convergencia entre disciplinas como las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), la biotecnología, la nanotecnología y la neurociencia abre posibilidades aún más insospechadas. Estos avances tienen consecuencias profundas que hacen necesario repensar los modelos de negocio y de organización y las estrategias de producción y distribución. Pero eso no es todo. A estos factores de cambio en la tecnología y en los consumidores hay que añadir, necesariamente, el incremento de la incertidumbre en el entorno, caracterizado por un cambio incesante y por innovaciones disruptivas de nuevos competidores que hacen ignorar las viejas reglas y cambian radicalmente el juego.

Sin embargo, el paradigma de gestión imperante fue diseñado para entornos estables. Se inventó hace más de dos siglos, durante la Revolución Industrial, para regimentar a trabajadores básicamente analfabetos a través del “ordeno y mando”, el control y las normas y procedimientos. Este sistema de gestión funciona maravillosamente en entornos estables y predecibles como los del pasado, pero es simplemente inútil para un entorno como el actual. De hecho, en un reciente estudio de IBM, la preocupación número uno de más de mil quinientos CEO era la creciente complejidad de sus entornos, con la mayoría de ellos diciendo que sus organizaciones no estaban equipadas para lidiar con eso.

La consecuencia es que el business as usual ya no funciona. El futuro no va a ser una extrapolación del pasado. Va a ser tremendamente disruptivo e impredecible, y eso lleva a que nuestros modelos de negocio y de organización deban cambiar radicalmente.

MODELO DE NEGOCIO Y RELACIÓN CON EL CLIENTE

Estos factores de la revolución 4.0 no tendrían un impacto tan profundo si no fuera porque los consumidores están experimentando un cambio radical en los patrones de consumo, en la forma de interactuar con las empresas y en la dinámica de lealtad. Estos dos motores del cambio obligan a innovar, de forma que las empresas sean capaces de enfrentarse al nuevo escenario competitivo con modelos de negocio alternativos.

La diferencia fu...


Josep Francesc Valls

·

Catedrático de Márketing en ESADE Business & Law School

Marco Antonio Robledo

·

Profesor titular de Organización de Empresas en la Universitat de les Illes Balears